¿Cómo Registrar mi Marca?

El primer paso consiste en “Clasificar” tu marca. Existen 45 clases de marcas, de la 1 a la 34 son clases de productos, mientras que de la 35 a la 45 son de servicios. Por ejemplo, si tu marca es para camisas o jeans, tu clase es la 25; si tu marca es para un restaurante, tu clase es la 43; si tu marca es para un tequila, tu clase es la 33. Puedes encontrar una guía de las clases en esta liga:

TÍTULOS CLASES

Una vez que se han determinado tu(s) clase(s) el siguiente paso, es realizar una búsqueda de antecedentes registrales, es decir, localizar si alguien ya tiene registrada (o en trámite) una marca igual o similar a la tuya, en tu misma clase*. La búsqueda se realiza ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial, también conocido como IMPI. A continuación te proporcionamos un link del sistema de búsqueda

MARCANET

El IMPI nos entregará un listado con las 50 marcas más parecidas a la que tú deseas registrar. Es necesario revisar todos y cada uno de los resultados para determinar si dichos registros (o expedientes en trámite) pueden considerarse como un obstáculo para que obtengas el registro de tu marca. Si no se localiza ninguna marca parecida en grado de confusión a la tuya, es una excelente señal.

El paso siguiente es revisar que tu marca no recaiga en otros supuestos de negación del registro**. El impedimento más común es que la marca describa (o sea el genérico) del producto para el que se desea registrar. Por ejemplo, no se puede registrar la marca FONDA para un restaurante, o CHESKO para un refresco.

Si tu marca no recae en esas prohibiciones, es momento de preparar la documentación e ingresarla ante el IMPI. El Instituto hará dos estudios de nuestra documentación: forma y fondo. Durante el examen de forma el IMPI revisará que nuestra documentación cumpla con todas las exigencias administrativas, mientras que durante el examen de fondo se realizará una búsqueda exhaustiva de los antecedentes registrales y de todos los motivos de denegación de registro de marca.

Una vez satisfechos ambos exámenes el IMPI procederá a emitir tu Título de Registro de Marca, el cual tendrá una vigencia de 10 años contados a partir de la fecha en que presentaste tu solicitud.

Contratar un Abogado Especialista no es indispensable para realizar el proceso, sin embargo, puede ayudarte a determinar si tu marca es similar a otra ya registrada; del mismo modo, podrá constatar que tu marca no recaiga dentro  de los otros supuestos de negación del registro  ahorrarte tiempo y dinero, evitando retrasos en el proceso y disminuyendo dramáticamente la posibilidad de una negativa en el registro, causados por una investigación incompleta o falta de estrategia. Si tienes dudas sobre el proceso, no dudes en contactarnos hola@creatividadjuridica.mx

 

* En ciertos casos, marcas de otras clases también deben ser tomadas en cuenta.

**Existen más de 15 supuestos de negación del registro de marca, mismos que se encuentran incluidos en la Ley de la Propiedad Industrial.